Recursos Asfosa

Calendario

Mayo 2018
L M X J V S D
30 1 2 3 4 5 6
7 8 9 10 11 12 13
14 15 16 17 18 19 20
21 22 23 24 25 26 27
28 29 30 31 1 2 3

asfosaAlgunos de los mayores expertos de España en protección civil, incendios forestales, riesgos sísmicos o riesgos hídricos, entre otros temas, estuvieron presentes en el primer curso sobre “Gestión de Riesgos Naturales y Coordinación de Emergencias. Nuevas Tecnologías”,  organizado por el Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos Forestales. El curso, que duró dos semanas y finalizó el pasado 30 de marzo, tuvo lugar en la ETU de Ingenieros Forestales (Universidad Politécnica de Madrid). El objetivo de estas jornadas era presentar la situación y perspectivas de nuestro país en un momento de ajustes presupuestarios y ante los riesgos, cada vez más importantes, de catástrofes naturales.

Los ponentes, procedentes de organismos de la Administración General del Estado, administraciones autonómicas y empresas privadas, explicaron que el riesgo de catástrofes crece de forma importante desde hace años debido, entre otras causas, a los efectos del cambio climático. En relación con el calentamiento global, también destacaron el aumento de riesgos por sequías, incendios forestales e inundaciones, excepto los riesgos de origen sísmico, que no se ven afectados.

Por otra parte, era opinión generalizada que los últimos avances tecnológicos estaban permitiendo mejorar la situación de la sociedad ante estos riesgos. Estos avances permiten aler tas tempranas más eficaces (red sísmica, vigilancia de presas y caudales, localización de fuegos y previsión de su evolución, etc). Los asistentes al curso visitaron algunas de las instalaciones más modernas de las administraciones públicas: salas de alerta y emergencia, como las del Servicio de Información Sísmica del Instituto Geográfico Nacional, o de seguimiento de caudales en la Confederación hidrográfica del Tajo. También conocieron las bases, material e instalaciones de la UME.

Entre las conclusiones generales del curso destaca también la necesidad compartida de que los ajustes presupuestarios que afectan a Europa incidan lo menos posible en la situación con que el Estado y las administraciones afrontan estos riesgos, especialmente en materia de previsión (se citaron estudios que afirman que cada euro invertido en prevención supone siete euros de ahorro en recuperación, ello sin contar la posibilidad de salvar vidas humanas). Este es un año en el que hemos sufrido los efectos del terremoto de Lorca o la crisis volcánica de El Hierro y en el que la mayor parte de los expertos coinciden en que podría ser un año especialmente difícil en materia de incendios forestales.

Por todo ello, en este curso se ha destacado que cabría incidir en la necesidad de mantener y mejorar las redes de alerta de avenidas, los trabajos de limpieza de montes, establecer un sistema de avisos ante tsunamis en el atlántico y, desde luego, mantener el esfuerzo en el cumplimiento de las normativas europeas (mapas de zonas inundables, etc.) y en la colaboración con los organismos internacionales de prevención de catástrofes.